.

Vamos despacio porque vamos lejos.

sábado, 3 de marzo de 2012

Make me your radio...


El destino es caprichoso a más no poder. Me acuerdo mucho de esos momentos contigo. Los del principio. Llenos de silencio , de sonrisas cómplices y otras tantas cosas. Así empezó todo, ví que no eras como los demás , que tenías un brillo que podía iluminar cada paso en el camino. Y ahora ya lo tengo más que comprobado. Me regalaste tu corazón aún sabiendo la alta probabilidad de que lo rompiese. Pero ésta vez me porté bien porque encontré a quien cuidar , a quien quería en mi vida de verdad. Ese alguien eres tú. Y esta caprichosa que ahora está escribiendo esto no se duerme una noche sin acordarse de tus abrazos , sin cerrar los ojos con fuerza imaginando que estás aquí, ésta que en algún momento se sintió fría y pensó que nunca querría de verdad ahora siente arder su pecho cuando estás cerca. Ésta susodicha con miedo al compromiso se muere por hacer una locura por ti , por verte cada día , y la has metido en tu vida de una forma tan liviana como agradable. Has hecho lo difícil fácil y has convertido lo imposible en lo probable. Has conseguido que me enamore de ti. Y no superficialmente , sino en lo más profundo de mi ser. Y eso es porque tienes ese algo , esa mirada que desata en mi cosquillas por toda la piel. Capaz de hacerme temblar, la combinación perfecta de todo lo que se le pueda pedir a una persona.
Y podrán venir muchos príncipes azules a contarme cuentos, pero yo sé perfectamente a quien quiero en mi castillo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario